Pulsa “intro” para saltar al contenido

Decíamos ayer

Por favor, acepta la instalación de cookies de YouTube para ver este vídeo. Al aceptar podrás acceder a contenido de YouTube, un servicio prestado por un tercero.

Política de privacidad de YouTube

Si aceptas, tu elección se guardará y la página se refrescará.

A Fray Luis de León se le atribuye la conocida frase “decíamos ayer”, que, según parece, pronunció al volver a su cátedra universitaria tras cinco años encarcelado por la Inquisición. Según la tradición popular, Miguel de Unamuno dijo idénticas palabras en su primera clase tras regresar a su cargo como rector de la Universidad de Salamanca después de la dictadura de Primo de Rivera. Palabras que han pasado a la historia y a las que en Aragón, la clase política también suele acudir resucitando polémicas que considerábamos enterradas. Uno tiene la sensación de que en determinados asuntos estamos inmersos en un bucle sin fin. Como si no pasara el tiempo. Y uno de estos asuntos es el trasvase del Ebro. Una cuestión muy sensible desde hace décadas para la sociedad aragonesa y que suele regresar a menudo en forma de arma electoral.

Hemos empezado 2022 como lo acabamos: con el trasvase del Ebro centrando la actualidad política. En los primeros días de enero, hemos estado entretenidos con la polémica de las macrogranjas que al PP le ha venido como anillo al dedo en su campaña en Castilla-León. Pero el asunto no da más de sí porque lo dicho por el ministro Garzón es lo que pensamos la mayoría, y han regresado a la actualidad política las palabras de Pablo Casado, cuando habló a mediados de diciembre en un acto en Zaragoza de solidaridad de las cuencas cedentes con las cuencas que necesitan agua, resucitando los viejos fantasmas del discurso trasvasista de su mentor, José María Aznar.

Esta semana han llovido las iniciativas en las Cortes en contra del trasvase. La popular Mar Vaquero, que en ocho días que lleva de portavoz de su grupo en las Cortes ha protagonizado más ruedas de prensa que en estos dos años y medio de legislatura, ha presentado una declaración institucional para su lectura en el próximo pleno de rechazo al trasvase y de apoyo al Pacto del Agua y a la reserva hídrica de 6.550 hectómetros cúbicos que recoge el Estatuto de Autonomía. La respuesta del cuatripartito de la DGA ha sido inminente y también ha impulsado una iniciativa conjunta de oposición al trasvase y a las declaraciones de Casado en Zaragoza. Y mientras desde Valencia, el PP advierte que no se olvida del trasvase.

Como se puede apreciar, el grifo del trasvase se ha abierto por enésima vez y amenaza con inundar este año preelectoral en el que por desgracia parece que va a ser extremadamente complejo llegar a acuerdos entre el socialista Javier Lambán y el popular Jorge Azcón. El líder de Ciudadanos, Daniel Pérez Calvo, ha visto la ocasión de coger oxígeno para su formación y se ha ofrecido a mediar entre ambos para avanzar en los grandes temas, ¡vaya! en los de siempre,

Decíamos ayer….

¿Quieres compartirlo y seguirme?

Deja el primer comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *