Pulsa “intro” para saltar al contenido

La comarca 33

La creación de la Comarca Central de Zaragoza supone un hito histórico, porque culmina un mapa comarcal de Aragón que ha tardado más de 20 años en cerrarse. Desde la aprobación de la ley de delimitación comarcal en 1996.

¿Por qué ha sido tan complejo dar cerrojazo al proceso? Básicamente, por las filias y fobias que ha provocado el papel que debía jugar Zaragoza en este nuevo ente comarcal, que apenas alcanza el 5% de la superficie aragonesa, pero que concentra el 55% de su población. Nadie puede cuestionar el protagonismo que juega Zaragoza como motor de Aragón. Incluso, el Estatuto de Autonomía reconoce la singularidad de Zaragoza en los artículos 3 y 87. Pero el eterno temor a reconocer las singularidades de Zaragoza como capital de Aragón y las disputas y envidias políticas e institucionales (DGA, Ayuntamientos, DPZ y Ayuntamiento de Zaragoza) han hecho imposible la creación de la comarca 33. Incluso cuando el PP o el PSOE gobernaban las dos instituciones más importantes de la Comunidad.

¿Por qué ahora sí ha sido posible? Por lo pronto, el primer gran obstáculo, yo diría único obstáculo, la ley de Capitalidad, ya no lo es,

El presidente de Aragón, Javier Lambán, y el Alcalde de Zaragoza,  Pedro Santiesteve, acordaron antes del verano una financiación específica para Zaragoza de más de 21 millones de euros en 2017. La ley de capitalidad está a punto de entrar en las Cortes, según se comprometió Lambán en el debate sobre la Comunidad

¿Qué más ha ocurrido? Me dicen que ha sido largamente negociada con los 21 municipios que la integran. Las conversaciones las ha llevado el consejero de Presidencia junto a la Dirección de Política Interior. Se ha hablado con los alcaldes de cada municipio y con todos los grupos políticos en los ayuntamientos. Hay voluntad de pactar el reparto de los servicios de la comarca.  Utebo será la capital administrativa de la comarca y los diferentes servicios estarían distribuidos por los municipios.

Algunas curiosidades…

Resulta curioso que un municipalista confeso, como Lambán, procedente de la Diputación de Zaragoza, haya logrado desbloquear la creación de la comarca más importante de Aragón.

También es curioso que la presidencia de la comarca recaiga en el alcalde de Utebo, Miguel Dalmau, afin a Pedro Sánchez en el PSOE y adversario político de Lambán. Es cierto que Dalmau se ha quedado internamente huérfano tras la renuncia de Susana Sumelzo a liderar el partido en Aragón. Y a lo mejor el gesto de Lambán tiene que ver con las primarias socialistas del 8 de octubre.

Por cierto, ¿en qué notaremos los ciudadanos la creación de la nueva gran comarca de Zaragoza?

¿Quieres compartirlo y seguirme?

Deja el primer comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *